≡ Menu




Descubre todo sobre el Monumento a la Independencia

El re nombradísimo Monumento a la Independencia impera como un fantástico destacado entre las efigies más extravagantes de la ciudad de México y el país,  calificado como el Ángel de la Independencia, el cual  se eleva enormemente en medio del Paseo de la Reforma. Es tan similar al Monumento a la Revolución, que es realmente increíble por su estructura.

Monumento a la Independencia 1

Monumento a la Independencia

Cabe connotar que esta hermosa edificación de piedra tan  importante de este extraordinario icono se determinó solamente 2 de enero del año de 1902 por  el ciudadano Porfirio Díaz. En el empeño de realizar esta noble labor, se consideró que la junta estuvo a cargo del modelador y experto Antonio Rivas Mercado, de la misma manera que el teatro Juárez de la ciudad de Guanajuato.

Este gran icono es impulsado por un grandísimo esfuerzo por rendir homenaje a las grandes  leyendas de la historia mexicana que sufrieron y  que involucraron la construcción de una base de piedra con un segmento corintio asignado por un eminente especialista en la Plaza de la Constitución en medio de la organización de Antonio López de Santa Anna.

Esta tarea no se pudo hacer, y antes de la finalización del siglo XIX, el arquitecto Antonio Rivas Mercado, la retomó y se sintió entusiasmado por algunos pilares aclamados del mundo, por ejemplo la Plaza Vendome en París  y el de Alexander en san Petersburgo,  así como Trajano en Roma. Teniendo en cuenta  que cada uno de esos segmentos se planteó para recordar, el triunfo de un ideal en sus países individuales.

En consecuencia, este dibujante dispuso un plinto circular sobre el que se apoyaba una base cúbica sobre cuyos vértices descansan las estatuas dispuestas que tratan de la paz, la ley, la justicia y la guerra ejecutadas por Enrique Alciati. Dentro de esta base se encuentran el resto de las partes de los pioneros más asombrosos de la autosuficiencia mexicana, por ejemplo, Miguel Hidalgo, Vicente Guerrero e Ignacio Allende, entre otros.

Esta base también contiene las figuras de estos fanáticos, de manera similar como un modelo de primera clase de un león guiado por un niño que aborda el espacio de la verdad y la información sobre el poder. En este inicio, se fabricó un segmento corintio de 35 metros de altura, cortado en la cantera de Chiluca, que se asigna por el destacado triunfo alado, imagen del triunfo entre los griegos obsoletos.

Este gran icono  se presentó el 16 de septiembre del año de  1910 como el evento completo de las celebraciones del centenario de la Independencia, a las que asistieron moderadores fundamentales, clérigos, delegados abiertos y el público en general, cuando se dice todo para valorar las más bellas  bengalas, los  bonitos paseos y las demostraciones que se hicieron en el Paseo de la Reforma en esa ocasión.

Bastante tiempo después, en el año de 1957, es cuando este gran icono  de la Independencia, notoriamente conocido como El Ángel, experimentó su momento más problemático cuando la espléndida figura se desintegró a la luz de una fuerte sacudida. A pesar de todo, por la maravilla de la ciudad y sus habitantes, la figura fue reemplazada posteriormente de manera concisa y desde entonces ha contradicho todas las huelgas de la naturaleza.

Ubicación

El grande y exótico segmento en honor a la Independencia, o bien llamado  Ángel de la Independencia, como es popularmente conocido entre los mexicanos, es uno de los lugares turísticos estándares  que encontramos en la capital de México. Organizado y alojado en una de las rotondas más concurridas de la ciudad, Este monolito es una hermosa figura  entre los segmentos de operadores más importantes de México del Distrito Federal.

Descripción  del Monumento a la Independencia

 Cabe apreciar que la perfecta obra del creador artístico Antonio Rivas Mercado, fue presentada en el año de  1910 por el entonces presidente Porfirio Díaz, quien lo hizo en memoria de la Guerra de Independencia de México lo que en el propósito más notable del segmento, se puede ver al brillante y sagrado delegado del triunfo, quien rinde homenaje a los guerreros que dieron sus vidas por la nación mexicana.

A partir de ahora, este gran icono  se usa como un lugar para celebraciones y exhibiciones nacionales. En el año de  1957, la parte de la Independencia se vio verdaderamente afectada por un temblor sísmico que golpeó la Ciudad de México, derribando la Victoria Alada y abandonándola en todos los sentidos prácticos.

De igual manera, ese año, el gran marco referencial artístico  fue restaurado bajo la solicitud de Ernesto Sodi Pallares, quien hizo un buen uso del refuerzo dentro de la porción que lo llevaría a realizar  otro gran  modelo generalmente ventajoso. A lo que la base del área incluye un cuadrado cuadrangular, muy bien ajustado al propósito que se requerido.

En cuyos vértices se abordan en bronce las figuras de Justicia,  Ley, Guerra y Paz, por lo que en el frente se puede ver una placa de mármol que examina: La patria de los protagonistas de la independencia. Además, en la base encontramos igualmente un asunto social escultórico de estatuas que abordan el gobierno de las personas santas de la Independencia.

La Columna

Este particular segmento, está hecho de acero, un gran material único que  mide 2.90 metros de ancho y está iluminado con fuertes coronas, aureolas y palmero  envuelta en su formación  con los nombres de las personas venerables. En el adorno, en su parte superior, se abordan cuatro aves rapaces con las alas extendidas, de manera similar a la insignia nacional de esa época.

En la Cúspide

Del mismo modo, en la cúspide encontramos la Victoria alada, que es la parte más  significativa del artículo más emblemático, el cual está hecho de bronce y está anclado con bollo de oro. En la mano derecha sostiene una aureola de florestas, que simbolizan el triunfo, y en la mano izquierda, una cadena con asociaciones rotas, imagen de la derogación de la esclavitud.

Sin lugar a dudas, deténgase un momento para inspeccionar la parte de la Independencia de México DF por lo cual se recomienda extraordinariamente que la visite y recorra para que tenga la oportunidad  de conocer un segmento representativo, una medida más prominente de la excepcional Ciudad de México y especialista en historia y convenciones de este asombroso país.

Monumento a la Independencia en la actualidad

En la actualidad, el Ángel de la Independencia, debido a su notoriedad, es como uno con el Zócalo, uno de los dos lugares donde los mexicanos se juntan para celebrar o no estar de acuerdo, en eventos que van desde eventos políticos y exhibiciones hasta buenos momentos para las presentaciones efectivas. Del encuentro mexicano en el fútbol enormes enfrentamientos.

Curiosidades

El notable dibujante Antonio Rivas Mercado fue el creador del esfuerzo magnánimo realizado en honor al marco de la Independencia, mientras que el pro Roberto Gayol hizo y facilitó el trabajo y el trabajador especializado italiano Enrique Alciati fue el responsable de las peñas escultóricas, todo un trabajo realizado en equipo por una noble causa.

La más compleja base de este trabajo requirió la conducción de 5000 tiendas de madera y algunas fuertes para encontrar una capa más pequeña de suelo granular hasta 25 metros hacia abajo, lo cual estuvo a cargo de un evento social de expertos mexicanos conducidos por los profesionales Gonzalo Garita y Manuel Gorozpe.

En realidad, la base principal fue moldeada por una fase de tres capas de viguetas de acero superpuestas y poco tiempo después se ancló fuerte, lo que se realizó a fines del año de  1901. La piedra esencial de la edificación de este trabajo se colocó una vez que se hizo la fundación el 2 de enero del año de 1902, más de 100 años antes, y la capacidad pasó por Porfirio Díaz, quien puso dentro un cofre espléndido con los minutos y un movimiento de tipos fiscales de tiempo actual.

El trabajo continuó durante un período de tiempo prolongado significativo para completar la base y el escenario en enero del año de 1906, en cualquier caso, una vez que comenzó el avance del fragmento en sí y cuando habían colocado con éxito más de 2.400 piedras de cantera, el peso increíble no fue reforzado por la fundación principal y el segmento comenzó a perder verticalidad como resultado del hundimiento de la fundación.

La porción en sí mide una totalidad de  36 metros de altura y ya una vez que la altura del evento social escultórico que lo corona, logra un agregado de 45 metros, que es indistinguible al de un edificio de 15 pisos, muy notable su altura, es asombrosa esta edificación realizada en memoria de personajes nobles que dieron sus vidas por la libertad.

Este notable icono de la Independencia de México ha sido restaurado y modificado un par de veces, desde su introducción en el año de  1810. El mayor  trabajo ocurrió en el año de  1958, después de la caída del Ángel en medio de la fuerte sacudida de la encuesta de un evento sísmico  7.9, el  28 de julio del año de 1957. De igual manera se ha restaurado en  los tiempos de los siguientes años que parten desde el año de  1980, 1986 y 2006.

Dejar Comentario