≡ Menu




Cementerio la recoleta: Historia, leyendas, ubicación y más

El Cementerio la Recoleta, es muy  reconocido en Buenos Aires, conoce en este post el porque es tan famoso este gran monumento

cementerio la recoleta

El Cementerio la Recoleta

Antes de comenzar con el tema central de este artículo me gustaría hablarte sobre lo que significa y de donde viene la palabra “cementerio” ya que existe desde comienzos de la civilización humana. Antes de cristo al lugar donde se enterraban a los muertos se le daba el nombre de Necrópolis, que significa ciudad de los muertos. Después de cristo, la palabra cementerio provino del griego koimiterion que significa dormitorio, la cual concuerda con uno de los preceptos de la religión cristiana que es la promesa de la resurrección. Por eso se le denomina cementerio o traducido dormitorio de los muertos.Ver articulo: Monasterio de Piedra.

A veces suena extraño que un Cementerio sea una atracción turística en especial en un país sudamericano, ya que si hablamos de Europa, estamos considerando a sitios que pueden tener entre 300 y 400 años de construcción, de hecho los dos cementerios de mayor afluencia de turistas se encuentran en Génova y París respectivamente. Pero en América salvo que hablemos de alguna civilización precolombina, esto no se consideraría un sitio para hacer turismo.

Pero este caso es muy especial, el Cementerio la Recoleta es considerado en Argentina como un Museo Histórico Nacional desde 1946, debido a todas las personalidades que de diferentes ámbito de la vida nacional argentina convergen en él, ya que sus restos mortales descansan ahí, además de la cantidad de construcciones en mausoleos y bóvedas que desde el punto de vista arquitectónico poseen una importancia indiscutible, una gran cantidad de esculturas (sobrepasa la cantidad de 2.000 piezas), exponentes no solo del arte nacional, sino de muchas partes del mundo, en especial europeas y hermosos vitrales que podrían dejarte sin habla.

Existen en él muchas bóvedas y mausoleos realizados por arquitectos famosos para familias acaudaladas de este país, cerca de 90 de esas construcciones están consideradas monumentos nacionales. De hecho sus calles han sido repavimentadas y se ha levantado un muro a su alrededor para mejorar su seguridad y accesibilidad. Sin duda alguna, el Cementerio la recoleta, puede ser un destino turístico, que vale la pena visitar, y que estoy seguro que después que leas este artículo te animaras a ver, si te encuentras en la ciudad de Buenos Aires o piensas visitar a la Argentina. Seguro incluirás al Cementerio de la recoleta dentro de tu recorrido turístico al momento de planificar tu viaje.

Historia

cementerio la recoleta

Este cementerio fue inaugurado el 17 de Noviembre de 1822, inicialmente recibió el nombre de Cementerio del Norte, debido al sitio donde se encontraba, fue diseñado por uno de los arquitectos más famosos de la época, el arquitecto francés Próspero Catelin, que también desarrollo otras obras de gran importancia para la ciudad de Buenos Aires. El sitio donde fue construido este cementerio debe su nombre a unos frailes pertenecientes a la orden de los Recoletos descalzos que se asentó en el lugar a principios del siglo XVIII, donde construyeron una iglesia y un convenio que colocaron balo la protección de la Virgen del Pilar. En la actualidad esa iglesia se convirtió en la Basílica de Nuestra Señora del Pilar, y que es monumento nacional. Debido al uso y costumbres de los lugareños el sitio quedo con el nombre de Recoleta ya que su nombre original al igual que el del cementerio era lado norte.

A principios de 1822, la orden de los frailes fue disuelta y el estado se quedó con sus poseciones. Y es a finales de ese año que se funda este cementerio, en lo que era la huerta del convento. En 1863 el presidente de la nación Bartolomé Mitre, dictó un decreto que permitió la utilización de este cementerio por parte de personas que profesaban religiones diferentes a la cristiana.

Su primera remodelación importante fue en 1881 a cargo del arquitecto Juan Antonio Buschiazzo,  en la cual se realizó un muro de ladrillos perimetral, se amplió el terreno donde se encuentra ubicado el cementerio a las 5,5 hectáreas que posee en la actualidad, se pavimentaron sus calles ya que para el momento eran de tierra, y se realizó una entrada principal de estilo neoclasista, una de las características más distintivas de este cementerio, debido a su belleza arquitectónica y artística. Básicamente todas estas mejoras fueron debido a que el cementerio empezó a ser utilizado por personas de la alta alcurnia argentina de la época, convirtiéndolo en un sitio de elite.

La segunda remodelación fue realizada en 2003, y consistió en la ampliación de la red de alumbrado, mejorando este y el cambio de gran parte del piso. También incluyo la remodelación de los edificios de accesos y las redes de desagües. Se tomaron consideraciones especiales para tratar de mantener lo más original que fuera posible las modificaciones y adiciones realizadas, para evitar alterar el estilo arquitectónico antiguo del Cementerio la Recoleta. Se utilizaron faroles de diseño contemporáneos a la época en el alumbrado y en el reemplazo de las baldosas del piso se busco que fuera igual al que existía. Otro cambio importante que se realizo fue el de la campana existente por una nueva ya  que se encontraba en desuso debido a los daños que esta tenia, se reacondicionaron bóvedas y mausoleos que se encontraban deteriorados por el tiempo y el clima.

Leyendas del cementerio la recoleta

Como en todo sitio que tiene muchos años funcionando, en este caso este cementerio tiene 196 años en función del año de la elaboración de este artículo. No pueden dejar de existir leyendas, mitos, anécdotas y hasta curiosidades, que vale la pena mencionar. Las cuales son parte de nuestra idiosincrasia como latinoamericanos que somos. Una de las historias más interesantes es la de la Joven Rufina Cambaceres, en 1903 esta dama estaba comprometida con Hipólito Yrigoyen quien llegaría a ser Presidente de Argentina, y fue encontrada por su madre desvanecida en su habitación, siendo declarada muerta, por los doctores, fue enterrada en el mausoleo de la familia en el Cementerio de la Recoleta, al pasar los días su madre fue a visitarla y encontró que el féretro se había movido de lugar, temiendo que hubiera sido violado por un ladrón la madre ordeno que se abriera este, encontrando al cadáver con las uñas ensangrentadas y rotas, debido a que la joven había sido enterrada viva, a Rufina se le conoce como la dama que murió dos veces.

También tenemos el insólito caso de Eva Perón, uno de los residentes más notable de este cementerio, después de su muerte en 1952, su cuerpo embalsamado fue expuesto en su oficina por dos años, el cual desapareció por casi 16 años, tras sucederse un golpe de estado que derroco a su marido. Su cuerpo estuvo en Milán, Italia. Después fue llevado a España hasta la muerte de su esposo en 1974 Juan Perón, cuando su cuerpo fue devuelto a la Argentina, y sepultado en el Cementerio la recoleta.

Tenemos la leyenda de La Dama de Blanco, hablamos de una niña que a principios del siglo XX, murió a la edad de 15 años, su madre apesadumbrada por su dolor solicito permiso al encargado del cementerio para poder dormir al lado del sepulcro de la hija, a partir de este momento empezó a verse caminar por el cementerio y sus alrededores una dama vestida de blanco que invita a los transeúntes que se consigue a visitar el cementerito, existe una historia de un joven que se encontró a la joven y la invito a bailar, estuvieron junto hasta la madrugada y el le presto su abrigo porque estaba haciendo mucho frio, al querer profesarle su amor la chica huyó asustada y desapareció, al día siguiente el muchacho estuvo buscando a la chica por todos lados, por el nombre que le había dado, logró dar con su casa donde su madre lo recibió, al contarle lo ocurrido a esta, ella le contó que la niña llevaba más de 20 años muerta, como este no le creyó ella lo acompañó hasta el cementerio y cuando llegaron a la bóveda, cuentan que encontró su abrigo a los pies del sepulcro de esta niña.

Otro hecho real que vale la pena mencionar porque forma parte de la historia de este cementerio, es la de la joven recién casada de buena posición que fue a pasar su luna de miel en los Alpes suizos y murió debido a una avalancha que destruyo el hotel. Cuentan que su padre destrozado por lo sucedido solicito a un escultor famoso, la elaboración de una escultura de la hija vestida de novia con su perro al lado de ella, esta escultura se encuentra en la entrada del mausoleo donde reposan sus restos mortales.

También está la historia de uno de los cuidadores que trabajo casi toda su vida en este cementerio, y ahorro gran parte de su sueldo para que a la hora de su muerte fuera enterrado en la recoleta, como de hecho fue así. Recordemos que este cementerio es de gente de mucho poder adquisitivo, por lo que no todo el mundo tiene acceso a una parcela en este sitio.

Los cuidadores y administradores del cementerio han contado, que han conseguido, botellas de vino, champan y comidas ostentosas en varios mausoleos, que han dejado los visitantes del cementerio. Por supuesto como pasa en otros cementerios del mundo, también han conseguido objetos utilizados en ritos de brujería que por supuesto quitan inmediatamente.

¿Cómo llegar?

En Buenos Aires, existe una excelente red de autobuses y subterráneos, que te permitirán, trasladarte desde cualquier parte de la ciudad a este cementerio, inclusive existe una apps, que te indica las horas de salidas, rutas, numero del autobús que te puede llevar, en fin toda la información, para poder trasladarte sin problemas a este cementerio o a cualquier parte de la ciudad a donde requieras ir.

Si quieres desplazarte a través del sistema de Subtes (como se le dice en Argentina) podrás utilizar las Línea H Estación Las Heras a 5 cuadras del cementerio o la  Línea D Estación Pueyrredón a 12 cuadras aproximadamente. Si te vas a mover en Colectivos tienes a tu disposición las Línea 10, 17, 37, 38, 41, 59, 60, 61, 62, 67, 92, 93, 95, 101, 102, 108, 118, 124 y 130. Por supuesto también podrías utilizar la red de taxis, que existe en la ciudad

Ubicación

Como lo mencionamos en el punto anterior, el cementerio se encuentra ubicado en la Ciudad de Buenos Aires, en el barrio La Recoleta. Avenida Junín 1760 adyacente a la Plaza Intendente Torcuato de Alvear. Esto es en pleno centro del barrio. Se encuentra rodeado por una gran cantidad de puntos de interés que puedes aprovechar de visitar también si te encuentras en el lugar, como centros culturales, iglesias, cines y teatros.

Aunque existen varios cementerios que sirven a la ciudad de Buenos Aires, ninguno tiene comparación con el Cementerio de la recoleta, en el tiempo que tiene de existencia, en la arquitectura que este posee, en las obras de artes en esculturas y vitrales, lo que lo convierte en un lugar único que te brindara una experiencia inigualable, diferente a la hora de hacer turismo, es algo que sale de lo común.

Arquitectura

El Cementerio de la recoleta, es famoso por sus bóvedas y mausoleos. Las bóvedas son donde reposan los restos mortales de una persona, y el mausoleo es donde se encuentran los cuerpos de una familia. En este cementerio no existen tumbas, esto quiere decir que no existe ningún cuerpo enterrado. Por lo que se usa el termino sepultar, ya que los ataúdes son colocados en construcciones. Este lugar es como una ciudad donde hay avenidas y calles.

En estas avenidas y calles podremos observar, mausoleos con hermosas esculturas y vitrales, de hecho, se dice que este cementerio tiene el record de poseer la mayor colección de estas en el mundo. Por esta razón es considerado en Argentina como un Museo.

Este cementerio fue diseñado por el arquitecto francés Prospero Catelin, basado en cementerio parisino, Pere-Lachaise. Su entrada principal fue construida en su primera gran reconstrucción en 1881, fue diseñada por el arquitecto encargado de esta reforma Juan Antonio Buschiazzo, esta se encuentra franqueada por 3 puertas de hierro de estilo neoclásicas y 4 altas columnas estilo dórico griego sin base, en el Frontis tanto exterior como interior hay inscripciones en latín y 13 alegorías a la vida y la muerte en su friso. Cerca existe un capilla, llamada Capilla de las Bendiciones donde se puede apreciar una imagen de Cristo elaborada en mármol de Carrara,de una sola pieza y llego de Europa en 1997.

En este cementerio han sido construido más de 4.000, edificaciones entre mausoleos y bóvedas, organizados al igual que la Ciudad de Buenos Aires, en un trazado rectangular dividido en manzanas, avenidas, calles y pequeñas plazas. En la Bóveda del General Juan Facundo Quiroga, caudillo federal, se encuentra adornado con la imagen de la Virgen de la Dolorosa realizada en 1936, realizada por el escultor Antonio Tantardini, catalogada la primera obra de arte que llego al cementerio.

Entre los elementos decorativos que se pueden encontrar aquí, hablando en términos de arquitectura convergen estilos variados que se extienden desde el gótico hasta el movimiento Art Deco. También te puedo recomendar el siguiente articulo que te podría interesar. Ver articulo: Monasterio de Piedra.

Visitas guiadas

El propio Cementerio de la Recoleta ubicado en Junín 1760 (CABA). Abierto todos los días desde las 8horas hasta las 18 horas, sus teléfonos: 4804-7040 / 4803-1594, tiene su propio sistema de visitas guiadas, solo en idioma español, estas son gratuitas. Se realizan de Martes a Viernes a las 11 horas, y los Sábados, Domingos y Días Feriados en dos horarios, uno a las 11 horas y el otro a las 15 horas. Este recorrido tiene una duración aproximada de una hora.

También existe un ente de turismo perteneciente al gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, que realizan visitas guiadas pero al Barrio La Recoleta, por supuesto este incluye al cementerio dentro de su recorrido en Av. Quintana 596, en el puesto de Atención al Turista

Al ir de visita a este cementerio hay que tomar las siguientes consideraciones. El lugar es bien grande abarca aproximadamente cinco manzanas y media por lo que mi recomendación es hacer la visita guiada, sin embargo vas a conseguir mucha vigilancia que te puede orientar si llegas a perderte.

No existen planos que puedas comprar o consultar en internet, y el cementerio cierra temprano. Lleva líquidos para mantenerte hidratado. Puedes tomar todas las fotos que quieras no existen restricciones. Debes tener cuidado ya que lamentablemente existen mausoleos y bóvedas que tienen tiempo que sus familiares no le realizan mantenimiento por lo que en algunos casos podrás conseguir alguno de estos sitios abiertos, hasta inclusive féretros.

Tumbas famosas

Desde su inauguración en 1822. El gobierno de Argentina reservo varias parcelas en el cementerio, por lo que se encuentran enterrados una serie de personajes importantes de la Historia de Argentina. Desde presidentes de la República, diputados y escritores entre otros tienen el lugar de reposo de sus restos mortales. También descansan próceres de la Independencia, valientes militares, excelentes científicos, renombrados artistas y celebridades. Entre los personajes que han gobernado a Argentina, que podemos encontrar en este cementerio podemos mencionar a Vicente López y Planes (1785-1856) importante político y escritor autor de la letra del Himno Nacional de Argentina y Presidente Interino de la Nación en 1827. También se encuentra Juan Esteban Pedernera (1796-1886) militar, político Gobernador de la provincia de San Luis, Vicepresidente de la nación y Presidente de la Confederación Argentina (1861). Bartolomé Mitre (1821-1906), militar, estadista, escritor fundador de uno de los principales periódicos de la Argentina “La Nación”, y Presidente de Argentina por dos periodos (1861-1862) y (1862_1868).

Otro personaje histórico es Domingo Faustino Sarmiento (1811-1888), escritor político, Presidente de Argentina entre 1868 y 1874. Nicolás Avellaneda (1837-1885), abogado, estadista y político, Presidente de la nación entre 1874 y 1880. También esta Julio Argentino Roca (1843-1914), militar, político, fundador del partido político Partido Autonomista Nacional, Presidente de la nación en dos periodos (1880-1886) y (1898-1904). Miguel Juárez Celman (1844-1909), abogado, político y presidente de la nación entre 1886 y 1890.

Otros presidentes enterrados en este cementerio son Carlos Pellegrini (1846-1906), abogado y político, Vicepresidente y Presidente de la nación entre 1890 y 1892. Luis Sàenz Peña (1822-1907), abogado y juez Presidente entre 1892 y 1895. José Evaristo Uriburu (1831-1914), abogado y político, Presidente  de la nación entre 1895 al 1898. Manuel Quintana (1835-1906), abogado y político, Presidente de la nación entre 1904 y 1906. José Figueroa Alcorta (1860-1931), abogado y juez, Presidente de la nación entre 1906 y 1910. Roque Saenz Peña (1851-1914), abogado y político, Presidente de la nación entre 1910 y 1914.

También se encuentran sepultados Victorino de la Plaza (1840-1919), abogado, militar y político, Presidente de la nación entre 1914 y 1916. José Félix Uriburo (1868-1932), militar Presidente de la nación entre 1930 y 1932, y ostenta el hecho de ser el primer presidente argentino que llega al poder a través de un golpe militar. Agustín Pedro Justo (1876-1943), ingeniero, militar y político, Presidente de la nación entre 1932 y 1938. Eduardo Lonardi (1896-¡956), militar, presidente de facto de la nación en 1955. Pedro Aramburu (1903-1970), abogado y político, presidente dictador de la nación entre 1955 y 1958. José Guido (1910.1975), abogado y político, presidente de la nación entre 1962 y 1963. Y Raúl Alfonsín (1927-2009), abogado, político y estadista, presidente de la nación entre 1983 y 1989.

Pero sin duda alguna, uno de los residentes más importantes y más visitado en este cementerio es la tumba de la primera dama Eva Perón. Después de haber sido sometida a una histerectomía de emergencia, una lobotomía y quimioterapia, Eva sucumbió al cáncer de cuello uterino, en 1952 y su cuerpo fue sepultado en este cementerio en 1974, después de la muerte de su esposo Juan Perón.

Noche de los museos

La noche de los museos es un evento artístico que se desarrolla una vez al año durante el mes de noviembre, donde diferentes museos y espacios culturales de la Ciudad de Buenos Aires, abren sus puertas de noche para que los lugareños y los turistas, disfruten del arte en sus diversas expresiones durante la noche.

Se estima que participan más de 200 espacios entre públicos y privados, y también se ofrecen cientos de actividades y espectáculos al aire libre. No existe un itinerario para disfrutar de este evento, normalmente los visitantes, revisan cuales son los museos, casas culturales y actividades programadas para armar su recorrido de acuerdo a sus gustos y preferencias, durante el evento todas las líneas de buses son gratuitas, incluyendo los peajes para entrar a la ciudad, también las entradas a todos los locales. Si eres fanático del arte en cualquiera de sus expresiones, ya sea música, pintura, arquitectura, actuación, cine, etc.; este es un evento que no puedes perderte. Muchos lugareños lo definen como “El encuentro con el arte bajo la luz de la luna”.

Estimado lector si después de haber leído este articulo todavía no sabes si ir y te haces la pregunta ¿Por qué debo visitar el cementerio?, te puedo dar una serie de razones por la cual deberías visitar el cementerio la recoleta. Puedo empezar diciendo que la entrada es totalmente gratuita, podrás aprender mucho de la historia argentina, debido a todo el cumulo de información que podrías encontrar en un solo sitio, desde la época de la independencia, pasando por todas las etapas que paso la República Argentina desde sus inicios hasta la actualidad, también podrás descubrir parte de su historia cultural. Poder ver y descubrir tumbas de personalidades del país (aristocracia, escritores, poetas y presidentes)

Tendrás la oportunidad de realizar actividades turísticas y culturales y de disfrutar de distintos estilos arquitectónicos y esculturas de época que te dejaran sin habla, además de hermosos vitrales. También se pueden sacar fotos y filmar dentro de las instalaciones sin ningún tipo de restricciones.

Puedes aprovechar para acceder a otros sitios debido a que el Cementerio la recoleta se encuentra rodeado de otros puntos de interés turístico de la Ciudad de Buenos Aires, por ser un lugar para el descanso de los muertos lo convierte en un lugar místico y de respetuoso silencio en pleno centro de la ciudad. Debido a su importancia turística veras una gran afluencia de turistas de todo el mundo ya que es el Tercer cementerio más visitado del mundo.

En fin disfrutaras de un viaje por los sucesos más destacados de la Argentina que podrás vivirlos en un solo sitio, sin tener que gastar mucho en transporte debido a que el cementerio se encuentra en una ubicación privilegiada en el corazón del barrio Recoleta. Y si después de haber leído todas estas buenas razones y aun tienes dudas, piensa en lo siguiente, no en todas las ciudades que podrás visitar a través del mundo se presenta una oportunidad como esta, por la que no deberías perder esta opción, que no se ve en todas partes.

Será una experiencia fuera de lo que comúnmente uno realiza como turista, a lo uno no está acostumbrado a realizar cuando visitas una ciudad que no conoces, o una región desconocida por ti. Una situación a la uno se enfrenta solo cuando muere un familiar o amigo personal o de la familia, ya que en este tipo de casos, la mayoría de nosotros tiende a alejarse. Es por esto que la visita al Cementerio la Recoleta, sale de lo común, de lo cotidiano, y por lo tanto te aseguro que te sorprenderá lo que vas a encontrar, ya que no te esperaras ver las cosas que podrás admirar en esa visita.

Dejar Comentario